Usted es el Visitante Nro 5264695

El congelamiento se entiende como excepción, debemos volver a la libertad de precios

Marcelo Tulissi, representante de CACPY, se refirió a las medidas del Gobierno durante las Jornadas Internacionales 2020, organizadas por ATVC y CAPPSA, en un panel que compartió con Lucio Gamaleri, de Red Intercable, y Ariel Graizer, de CABASE.

Tulissi también destacó que “ser servicio público no es garantía de desarrollo”. “Debemos seguir compitiendo –-agregó- y volver a la libertad de precios. Nacimos como servicio en competencia y así llegamos a más de diez millones de hogares. Entendemos el congelamiento como medida de excepción, pero la excepción no debe crear una medida de fondo como convertirnos en servicio público. En este contexto, también vemos que algunos estados provinciales sacan créditos internacionales para tender redes en donde ya las hay. También creo que sería conveniente que las OTT aporten a un fondo de servicio que permita tender redes y actualizar las actuales. Usan nuestras redes y no pagan, no tienen presión impositiva, no generan trabajo y expolian el capital hacia fuera”.

Asimismo, afirmó que el sector precisa, cuando termine la pandemia, generar una mesa de todos que planifique a diez años, “para dejar esta inmediatez de medidas de coyuntura”. En este contexto, destacó la voluntad de gestión del ENACOM, que anunció ayer en estas Jornadas, las líneas de crédito subsidiadas.

Por su parte, insistió en que la coyuntura no puede generar medidas de fondo: “ser servicio público no resuelve nada y cambia las reglas. Las PyMEs somos parte del ecosistema de las telecomunicaciones, somos 100% nacionales y nuestras inversiones están colgadas o enterradas en nuestros pueblos. Trabajamos para el bien común y para achicar la brecha digital, y si lo logramos evitaremos que nuestros hijos migren a otras ciudades en busca de un futuro. Las nuevas planificaciones recomiendan descentralizar. Hemos visto con la pandemia que los aglomeramientos urbanos traen más problemas que beneficios. El camino está en mirar más hacia el interior. El país post pandemia necesita más diálogo, más ideas, rediscutir actividades y planificar el futuro atendiendo lo urgente”.

Ariel Graizer describió: “somos un sector muy diverso, compuesto por más de 1800 pymes que dan servicio en el interior con distintas tecnologías: fibra, docsis, inalámbrica. El 12% de las conexiones nacionales ya son de fibra. El tráfico se incrementó en un 80 por ciento, esto altera la ecuación económica dado que se cobra en pesos y se paga en dólares. Debemos lograr conexiones de calidad en las 2600 localidades del país. Hay muchas conexiones con menos de seis megas aún, debemos mejorar eso”.

Lucio Gamaleri, de Red Intercable, destacó: “nos desarrollamos cuarenta años sin ser servicio público, debemos salir del congelamiento y sentarnos a una mesa de todos. Nacimos del interior del interior, de la mano de pioneros de esta industria como Pepe Toledo y el “Negro” Benini. Necesitamos reglas claras. Somos esenciales pero tuvimos que soportar muchas cargas. El congelamiento de tarifas no puede sostenerse, debemos trabajar en conjunto para generar consenso”.

 

 

Otras Novedades